Archivo para control

Ian Curtis da ‘yuyu’ en España

Posted in Cine with tags , , , on 8 abril 2009 by ibonfer

control

Dos años le ha costado llegar a nuestras pantallas al no-‘biopic’ del excéntrico líder de Joy Division. Con el fin de dibujar la complicada vida de Curtis, el gurú del videoclip (el vídeo de ‘Enjoy The Silence” es obra suya) Anton Corbijn salta al celuloide con Control. Mientras que la cinta coge polvo en videoclubes de otros países que arriesgan con resultados más allá de cuerpos y mentes huecas, aquí hay algunas razones por las que una película sobre un músico que no sea un ‘viejo pellejo’ no pueda funcionar.

Este debut cinematográfico de Corbijn ha sido financiado de su propio bolsillo y asegura que todavía no ha recuperado todo lo invertido. Pero hay algo en la vida de Ian Curtis que le engancha por completo y decide mojarse con algo tan arriesgado como la ilustración de la vida de un símbolo del rock, que por mucho que en Inglaterra sea un Diós, en España no tiene el mismo fuelle.

El simple hecho de que la pelicula esté inspirada en la vida de una persona supone una segmentación del público más que significante. El público potencial queda en nada y hay que buscar otros factores con los que captar espectadores. Un punto a favor es la enigmática y a la vez morbosa vida de Curtis (la misma que siempre se ha traducido en cifras de ventas con las imparables reediciones de sus discos). Esta vez, la fórmula mágica consiste en rock, drogas, boda prematura, brotes epilépticos y un suicidio como colofón. Muerte jóven que atrae a indies como a emos.

Pero qué pasa cuando ves la televisión con todos los colores que te puedas permitir y te encuentras con un ‘teaser’ de “Control” en blanco y negro. Una vez vencida la España del No-Do, parece ser que lo de ver obras incoloras provoca rechazo. Rechazo y sueño.

En cuanto a la distribución de la cinta, siempre es más difícil cuando no se sincroniza junto a una ‘mayor’ que respalde tu proyecto. Eso se traduce a la práctica con tan sólo una sala que proyecta la película en todo Bilbao. Así no nos extraña que a Corbijn le cueste amortizar la inversión.

Vamos, que si quieres volver a revivir el movimiento de Ian Curtis (de baile o epiléptico, hay para elegir), a ver la película ipso facto. Y si estás de un vago que no puedes con tu alma, por lo menos échale un vistazo al tracklist de la banda sonora porque merece mucho la pena. Lo tenéis después del salto.

Sigue leyendo